Made In Japan

Made in Japan es un doble álbum en directo de Deep Purple, grabado durante su primera gira en Japón, en agosto de 1972. El disco, publicado originalmente en diciembre de ese mismo año y en los Estados Unidos en abril de 1973, fue uno de sus mayores éxitos comerciales. La banda, conocida por sus bien criticadas actuaciones, había editado algunos conciertos de forma privada o transmitido en la radio, pero no estaba muy entusiasmada con el hecho de grabar un disco en vivo hasta que la división japonesa de su compañía discográfica le comentó que sería positivo para generar publicidad.

El grupo, que aunque insistió en supervisar la producción y de contratar para tal tarea a su antiguo ingeniero Martin Birch, no se mostró particularmente interesado en el lanzamiento del álbum. La gira por el país nipón fue un éxito, con un fuerte interés de los medios y una respuesta positiva por parte de los aficionados.

Made In Japan fue un éxito comercial, especialmente en los Estados Unidos, donde estuvo acompañado por la buena recepción del sencillo «Smoke on the Water» que alcanzó el top 5 del Billboard Hot 100. Una edición con tres CD con la mayoría de los conciertos de la gira fue publicada en 1993, mientras que una versión remasterizada con temas extra salió a la venta en 1998.

El 28 de mayo de 2014 la banda lanzó la edición de lujo que incluye un libro de 24 páginas. A pesar de su longevidad, el disco continúa recibiendo elogios. Una encuesta a los lectores de la revista Rolling Stone situó a Made in Japan como el sexto mejor álbum en directo de todos los tiempos.

Deep Purple - Made In Japan

En 1972, Deep Purple había logrado una considerable notoriedad en Japón, en parte gracias al éxito de varios sencillos, por lo que tenía sentido realizar una gira allí.​ Tres de las fechas estaban concretadas; 11 y 12 de mayo en el Festival Hall de Osaka y 16 de agosto en el Nippon Budokan de Tokio.​ Fueron posteriormente cambiadas al 15, 16 y 17 de agosto respectivamente, debido al aplazamiento de una gira estadounidense.​ Las entradas se agotaron casi inmediatamente, lo que hizo que la división japonesa de Warner quisiera grabar los conciertos para su publicación en un álbum en directo solamente en Japon.​

La banda finalmente aceptó la idea, pero insistió en si iba a salir a la venta, que se hiciera de manera adecuada.​ Gillan comentó al respecto: «Dijimos que elegiríamos el equipo, que usaríamos a nuestro ingeniero y que tendríamos la última palabra sobre que cintas iban a ser publicadas».​ El grupo contrató al productor Martin Birch, que había trabajado en sus anteriores álbumes de estudio, para que grabara las actuaciones con un grabador de ocho pistas y posteriormente pudieran ser mezcladas por los propios músicos.​

Deep Purple - Made In Japan

El set list había sido renovado a comienzos de año inmediatamente después de la grabación de Machine Head, del cual la banda empezaba a interpretar varios temas. A pesar de que el quinteto comenzaba sus conciertos con «Highway Star» y los terminaba con «Lazy» y «Space Truckin’», la habilidad y la improvisación fueron suficientes para que los temas se mantuvieran «frescos». El concierto en el Nippon Budokan del 17 de agosto fue el favorito de la banda. Deep Purple llegó a Japón el 9 de agosto, una semana antes del primer concierto, con una calurosa recepción en la que recibió regalos y flores.​

Birch no estaba seguro de que la calidad de la grabación fuera satisfactoria,​ ya que el equipo suministrado por Warner Bros. no tenía ningún control de balance y era demasiado pequeño.​ La banda optó por no interesarse por el resultado final y se concentró simplemente en realizar una buena actuación. Lord destacó más tarde que sintió que la espontaneidad y la interacción entre los miembros fueron bien capturadas.​ El segundo concierto en Osaka fue considerado el más sólido de los dos y de hecho, la mayoría de las pistas provienen de él. Solo se utilizó una canción de la actuación del 15 de agosto, «Smoke on the Water»,​ y se debió porque fue la única de las interpretaciones del tema en la que Blackmore realizó el riff inicial de manera correcta. ​

La banda señaló el concierto del 17 de agosto en Tokio como el mejor de la gira. Glover comentó: «Doce o trece mil chicos japoneses estaban cantando con nosotros “Child in Time”» y lo consideró un punto culminante de su carrera.​ En el estadio, la banda contó con una fila de guardaespaldas situados frente al escenario. Cuando Blackmore destrozó su guitarra al final de «Space Truckin’» y la lanzó al público, varios de ellos treparon sobre los aficionados para hacerse con ella. Aunque el incidente molestó al guitarrista, el resto del grupo lo encontró divertido.​ La actuación no incluye tantos temas como el segundo concierto en Osaka, aunque los temas «The Mule» y «Lazy» fueron considerados de suficiente calidad como para aparecer en el resultado final.

Reproductor

 

Los comentarios están cerrados.